<
>

Brahim Díaz, un mes fuera de actividad

play
Kubo demuestra toda su calidad en dos golazos anotados a Keylor Navas (0:40)

El japonés de 18 años es capaz de pisarle el balón a cualquiera del Real Madrid. (0:40)

MADRID -- El extremo español del Real Madrid, Brahim Díaz, estará entre cuatro y cinco semanas de baja debido a la lesión muscular en el bíceps femoral izquierdo con la que fue diagnosticado el domingo, por lo que se perderá la pretemporada completa.

Brahim ya se perdió el Campeonato Europeo sub-21 en junio pasado tras sufrir una lesión en los isquiotibiales en el último partido de Liga de la campaña pasada ante el Betis.

Su ausencia en el torneo que se disputó en Italia ya fue un duro revés para el jugador del Real Madrid, que deseaba mostrar sus cualidades y ganar terreno para hacerse con un hueco en el equipo de Zinedine Zidane.

La lesión sufrida en Montreal lo ha dejado sin posibilidades de dar argumentos a su favor y podría complicar su futuro como merengue, al menos a corto plazo.

Una vez recuperado de su última dolencia, Brahim Díaz se reportó en Valdebebas con varios días de antelación, con el objetivo de iniciar la pretemporada en la mejor forma posible y asegurarse la continuidad en el equipo de Zidane.

El equipo merengue, que actualmente cuenta con más de 30 jugadores, necesita dar salida al menos a siete futbolistas más, especialmente en la delantera.

Y en ese sentido, Brahim Díaz ya empezaba en desventaja. El jugador de 19 años es uno de los diez hombres de ataque del primer equipo que actualmente trabajan en Montreal y donde, en principio, solo hay dos ‘intocables’. Eden Hazard y Karim Benzema.

Luka Jovic, también tiene asegurada la ficha al tratarse del jugador elegido como recambio del francés; o incluso su compañero en ataque si logra ganarse la confianza del entrenador, quien ya advirtió que hará varios cambios en el dibujo.

En tanto, las joyas brasileñas Vinicius y Rodrygo están llamados a ser el ‘futuro’ del equipo merengue y no es descartable que el segundo inicie la temporada alternando entre el primer equipo y el filial Castilla.

Así, Brahim Díaz competía con Lucas Vázquez, Mariano, Marco Asensio o Isco, por ese ansiado hueco en el plantel.

El jugador es del gusto de Zidane, pero en el Real Madrid no habían descartado la idea de una cesión para la próxima campaña.

Su lesión ha dejado, de momento, esa decisión en el aire.