<
>

Uriel Antuna admite que su salida a Europa fue precipitada; ve a Chivas como trampolín

play
'Chivas es un trampolín para regresar a Europa' (1:41)

Uriel Antuna habla en exclusiva para ESPN (1:41)

GUADALAJARA -- Uriel Antuna buscó el sueño europeo a los 19 años y ahora como jugador de Chivas, admite que fue un error dejar México a temprana edad y ve en el Guadalajara el trampolín ideal para volver al Viejo Continente, donde jugó para el Groningen de Holanda.

"Me precipité en irme, no estaba preparado, me faltaban minutos, era un cambio radical y me costó adaptarme, aprender otro idioma, vivir solo, el clima, la ciudad. Hice las cosas bien, entraba de cambio y hacía las cosas bien. El entrenador tenía otros planes y se quedaron contentos conmigo", externó Antuna en entrevista para ESPN.

"Haciendo las cosas bien, Chivas se escucha en todo el mundo, en muchos lugares del mundo y es un trampolín para regresar a Europa. Volver a Europa es algo que deseo", dijo.

Antuna admite que durante su infancia le iba a Santos, equipo con el que se formó y debutó, pero asegura que no tuvo problemas para decidir por Chivas, club que busca regresar a los primeros lugares.

"El reto de sacar a Chivas de donde está. Es un reto difícil, pero no imposible. Me gustan las cosas de competencia y a eso venimos, a sumar y sacar esto todos juntos. Mi objetivo principal es quedar campeón, jugar el máximo de los minutos posibles y ayudar a Chivas a regresar donde debe estar", señaló.

El futbolista compartió que el mote de 'Súper Chivas 2.0' es algo que motiva al plantel, además de que informó que durante la negociación no habló con Ricardo Peláez, pues el conjunto rojiblanco ya le había dado seguimiento desde antes.

"No llegué a hablar con él, pero su trayectoria es importante y me gustó cómo cerraron el torneo. yo estaba contento de venir. Cuando estaba en el Galaxy le habían dicho a mi técnico que Chivas se había acercado. Me dijeron cuando terminó el torneo y va por ahí que tenían un seguimiento", comentó.