Joaquín Niemann brilló en Texas

En su primera presentación como profesional el joven golfista chileno quedó 6to en el Valero Texas Open, en el PGA Tour.

“Esto es un sueño hecho realidad. No puedo creer estar en este tablero junto a los mejores jugadores del mundo. Yo venía pegando muy bien, pero me estaba faltando el putter. Estuvimos trabajando mucho con mi coach y por suerte mejoré mucho sobre los greens”, declaró Joaquín Niemann al concluir su debut en el PGA Tour, en el Valero Texas Open que se disputó en el TPC de San Antonio.

En las tres primeras vueltas, Niemann fue mejorando progresivamente. Hizo 72 (par) el jueves, 70 (-2) el viernes, y el sábado dio un gran salto a anotar un 67 (-5) que lo dejó en el puesto 11 para comenzar su ronda el domingo con -7.

A pesar de la presión de salir en los grupos finales, el joven chileno mantuvo la calma y consiguió cerrar su recorrido de ida con dos birdies y sin errores. En el camino de vuelta hizo un bogey en el hoyo 10 que corrigió enseguida con un birdie en el 11. Luego hizo un gran birdie en el 14 pero cedió un golpe en par 4 del hoyo 15. A partir de allí Niemann encendió las luces y terminó su recorrido a lo grande. Con tres birdies seguidos obtuvo otro registro de 67 golpes (-5) que lo puso en la parte alta del leaderboard. Este resultado sobresaliente habla del talento y del aplomo de este joven de solo 19 años de edad.

Mientras tanto, en la cima del tablero, la pelea se centró entre dos novatos, Andrew Landry y Trey Mullinax, y dos experimentados ganadores de Majors, Zach Johnson y Jimmy Walker. Pero los cuatro estadounidenses, dieron una batalla que prometía más emoción. Finalmente se impuso Landry con un registro final de -18, logrando su primera victoria en el PGA Tour.

El cuadro de los primeros quedó así compuesto:

1- Andrew Landry -18
2- Trey Mullinax -15
3- Sean O’Hair -15
4- Zach Johnson -14
5- Jimmy Walker -13
6- Joaquin Niemann -12

Es así de alto como queda Niemann en su presentación frente a la elite del golf internacional en la gira más importante del mundo. Difícil imaginar un comienzo más auspicioso para la carrera profesional del joven chileno. Este desempeño lo coloca en la vidriera como una de las grandes promesas y le valió también un importante premio de 220.000 dólares.

Se fortalece a la vez con su presencia la escuadra de jugadores latinoamericanos en el PGA Tour. Y se confirma también la importancia que está teniendo el golf en la región.

De cara al futuro, Niemann volverá a jugar en dos semanas en el Wells Fargo Championship, en Carolina del Norte y luego en el Memorial Tournament a fines de mayo en Ohio. Torneos para los que ha recibido invitaciones ya que no posee la tarjeta de jugador regular del PGA Tour.

Niemann viene de terminar su exitosa carrera amateur en el Masters de Augusta, disputado a principios de abril, torneo al que accedió luego de ganar en enero de este año el Latin American Amateur Championship.