El receptor abierto Marquise Brown se perderá el Combinado de Talento

El receptor abierto de Oklahoma, Marquise Brown, proyectado para ser reclutado en la parte alta del próximo draft, se sometió a cirugía por una lesión de Lisfranc el mes pasado que no le permitirá participar en el Combinado de Talento y en su pro day, sin embargo, se espera que esté listo para los campamentos de entrenamiento en verano, de acuerdo a fuentes de la liga.

Los 32 equipos de la NFL fueron notificados sobre la lesión de Brown y su condición, de acuerdo a una fuente de un equipo.

Los equipos fueron informados que el Dr. Robert Anderson practicó la cirugía de pie de Brown el 8 de enero por una lesión que sufrió el receptor 1° de diciembre en el Juego por el Campeonato de la Big 12 antes de jugar con la lesión en el Orange Bowl. Ahora estará marginado para las prácticas del Combinado en una situación similar a la del entonces receptor de Western Michigan, Corey Davis, quien terminó siendo reclutado con la quinta selección global en el draft del 2017 por los Tennessee Titans.

Si Brown hubiese decidido participar en el Combinado de este mes, algunos expertos del draft habrían esperado que corriera la carrera de las 40 yardas en el rango de los 4.2 y 4.3 segundos, lo que habría cimentado su condición como uno de los mejores receptores abiertos en esta clase.

Brown se está recuperando y podría incluso estar listo para el minicampamento de novatos de un equipo después del draft, aunque es probable que el equipo que lo reclute no quiera correr riesgos.