<
>

La Novena: ¿Mookie o JD? y Ohtani, entre la excepción y la regla

play
Shohei Ohtani no se sube más en la lomita de los Angels (0:30)

El equipo de Los Ángeles recomendó al pitcher y toletero japonés una cirugía 'Tommy John' en el codo derecho, por lo que no lanzará el resto de la temporada. Su labor al bate continuará. Este miércoles disparó un par de cuadrangulares. (0:30)

1. LA CARRERA de Shohei Ohtani recién comienza en las mayores. Para su infortunio, la persistencia de una lesión en su brazo de lanzar ha obligado a Angelinos de Los Ángeles a sugerirle que opte por la cirugía Tommy John. Ese procedimiento lo sacaría bastante tiempo de juego, y da la razón -al menos momentáneamente- a quienes apostaron a que Ohtani sería otro integrante de la armada nipona que pasará por MLB con muchas penas y pocas glorias. Hasta ahora tienen razón, pero también puede que Ohtani sea una de esas excepciones (como Ichiro Suzuki) que confirme la regla. Puedo equivocarme, pero en esta oportunidad apelaré a la intuición (y que me condenen los sabermétricos que no conocen el significado de esa palabra), creo que habrá Ohtani San para rato.

2. EL NIPÓN en su primera campaña en Grandes Ligas ha hecho cosas que merecen una exclamación. Con su última apertura antes de la temida sugerencia, se convirtió en el segundo jugador en la historia de Grandes Ligas, junto al legendario Babe Ruth, en realizar 10 aperturas y pegar al menos 10 cuadrangulares en la misma temporada. Además, tras recibir la noticia de la Tommy John jugó como designado y pegó cuatro hits, dos de ellos cuadrangulares, además de robarse una base. Según Elias Sports Bureau, es la segunda vez en esta temporada que alcanza esas marcas en un encuentro, convirtiéndose en el cuarto jugador (Carlos Beltrán 2004, Larry Walker 1997 y Kirk Gibson 1986) en hacerlo varias veces en una temporada en la historia moderna de las Grandes Ligas (desde 1900). Y eso de pegar cuatro hits, incluyendo dos 2 HRs, su compatriota Ichiro y su coequipero Mike Trout lo han hecho una sola vez en su carrera. Además, con esos dos vuelacercas alcanzó la cifra de 18 batazos de vuelta completa, cifra que empata la mayor cantidad de jonrones conectados por un novato nacido en Japón en un año.

3. LA PREGUNTA del millón... Si tuvieras que escoger, ¿a quién quisieras en la caja de bateo para decidir en el último juego de la Serie Mundial: Mookie Betts o J.D. Martínez? Fíjate en sus números y decide. PD: Alex Cora tiene la dicha de tenerlos juntos en la alineación, el dolor de cabeza llegaría el día que algún colega le de por preguntarle ¿a quién escogerías en una situación de vida o muerte? Y ¿quién consideras que debe ser el MVP? No quisiera estar en los zapatos de Cora en ese momento. Pero yo sí me lanzo a la piscina: mi voto se lo daría a JD por las impulsadas y los jonrones; a fin de cuentas, el juego lo gana quien más anote.

4. 'LA AMENAZA'Javier Baez es de la rarísima clase de peloteros que llenan por sí solo los estadios. Si todavía te queda alguna duda de por qué el boricua es el pelotero más emocionante de ver en las Grandes Ligas, acá te dejo otra muestra de lo que es capaz de hacer en el diamante.

5. OTRO BORICUA que entra en la categoría de espectacular es el torpedero de los Indios de Cleveland, Francisco Lindor. 'Paquito' no para de batear y sorprender, la última de sus travesuras la hizo el 6 de septiembre cuando pegó cuatro indiscutibles, dos de ellos jonrones, en cinco turnos. Según ESPN Datos, este fue el tercer juego de esta temporada en el que pega 4 hits y 2 HR. Ningún jugador de los Indios ha tenido tantos en una campaña en las últimas 110 temporadas. El último jugador de MLB con 3 de esos juegos en una temporada fue Kris Bryant en 2016. Lindor es el décimo jugador en la MLB desde 1969 en tener 3 de estos juegos en el mismo año. Pero la cosa no termina ahí, este fue su sexto juego con múltiples jonrones de la temporada. Esa es la mayor cantidad de juegos multijonrón de un primer bate en una temporada en la historia de las Mayores. Superó los 5 de Charlie Blackmon en 2016, Ian Kinsler (2011), Grady Sizemore (2008), Chris Young (2007) y Brady Anderson (1996).

play
0:49

Gran noche de Francisco Lindor incluyó par de jonrones

El torpedero boricua disparó 4 indiscutibles ante los Azulejos de Toronto.

6. HOMER BAILEY de los Rojos de Cincinnati bien podría audicionar para sustituir al popular actor que encarna a la Mala Suerte en varios spots publicitarios de una compañía de seguros. ¿Por qué lo digo? Sencillo, los Rojos tienen balance de 1-19 cada vez que el diestro de 32 años es el encargado de abrir (11 de esas derrotas en fila). Y según Elias Sports Bureau, la única otra vez que un equipo se ha ido 1-19 en las primeras 20 aperturas de la temporada de un lanzador fue cuando Frank Bates pitcheaba para los Cleveland Spiders en 1899. Bates solo tuvo 20 inicios esa campaña, por lo que Bailey tendrá la posibilidad de establecer el récord negativo en su próxima salida, la número 21 de la temporada, y el potencial revés número 20 de su equipo. Aquellos Cleveland Spiders de Bates perdieron 134 juegos, todavía récord para MLB.

7. PINCELADAS DEL AYER (1º al 7 de septiembre) El 6 de septiembre de 1995 Carl Ripken Jr. implantó el récord de 2,131 partidos jugados en forma consecutiva. Superaba entonces los 2,130 de Lou Gehrig de los Yankees de Nueva York. De acuerdo a Baseball Reference, Ripken Jr. llevó la marca a 2,632 encuentros y necesitó más de 16 años para lograrlo. Para que tengas una idea de la magnitud de su hazaña, EliasSports nos dice que las rachas activas más grandes son de Freddy Galvis 305 juegos, Freddie Freeman 149 y Nick Markakis 144.// El 7 de septiembre de 1998, Mark McGwire empató la marca de más jonrones en una temporada, 61, que estaba en poder de Roger Maris. Fue en la primera entrada en el Busch Stadium, en un juego programado el Día del Trabajo y televisado a nivel nacional. Casualmente, ese mismo día el papá de McGwire estaba cumpliendo 61 años. Eventualmente, 'Big Mac' estiraría la marca a 70, cifra que permaneció inamovible hasta la temporada de 2001 cuando Barry Bonds conectó 73 jonrones, marca todavía vigente.

8. LA FRASE DE LA SEMANA: "La decisión de no traerlo es una decisión comercial, no una decisión de béisbol. Es malo para los Azulejos, es malo para los fanáticos, es malo para los jugadores y es malo para la industria", dijo un portavoz del Sindicato de Jugadores sobre la no convocatoria de Vladimir Guerrero Jr. a las Mayores en septiembre cuando los rosters se amplían a 40 peloteros. Queda claro que los Azulejos están "jugando" con el tiempo de juego del Junior en MLB para tenerle más tiempo bajo control de la franquicia. Toronto está velando por sus intereses y no los del jugador..., creo que eso queda claro. Y entonces, ¿por qué los fanáticos se empeñan en utilizar la palabra mercenario cuanto un pelotero cambia, por dinero e intereses personales, de colores?

9. REALMENTE NO puedo asegurar cuándo sucedió -parece ser que fue en Dominicana-, pero no quería dejar pasar esta joyita que encontré en redes sociales y que es protagonizada, literalmente, por un árbitro que creyó que el espectáculo sobre el diamante lo pone él y no lo peloteros. Como diría la sabiduría popular: "Bueno es lo bueno, pero no lo demasiado".